Sipnosis.


Los cambios asustan, dan miedo. No poder controlar la situación nos hace sentirnos vulnerables, desprotegidos. El divorcio de mis padres fue el primero de muchos cambios en mi vida. Pasé de vivir en una pequeña ciudad a vivir en Los Ángeles. El idioma, la gente... todo era diferente pero no podía hacer nada para impedir que esos cambios sucedieran. Pero, a veces, los imprevistos solo son el comienzo de nuevas historias. Historias que no podemos detener porque él destino las ha escrito únicamente para ti. Historias que merecen ser contadas. Esta es la mía. 



1 comentario:

  1. olaaaa
    conk as exo otro blogggg
    te encontreeeeeejejejejje
    y me dijistes k no nos lo ibas a decir ¬¬ jejejej adios wapa

    ResponderEliminar

(Hours to make, seconds to comment) :)