Capítulo 21: Vestidos "empalagosos"

Quedamos en que Justin iría a recogerme a las 20:30 para irnos a la fiesta y nos despedimos.
Volvimos a casa y directamente subí a mi habitación a hacer los deberes. Si hubiese empezado a hacer otra cosa a mi madre le hubiese faltado tiempo para echarmelo en cara. Así que así transcurrió la tarde. Cuando acabé de hacer los deberes me dio tiempo a cenar y a sentarme un rato en el sofa a ver la tele... pero el sueño se apoderó de mí y me quedé dormida allí...


Los rayos de luz atravesaban la ventana con intensidad y lograron desvelarme por completo. Miré a mi alrededor y vi que estaba en mi habitación, en mi cama, y no en el sofá donde recordaba que me había quedado durmiendo. Sonreí. Era sábado. “Papá seguramente cuando volvió a casa me subió aquí” pensé. Me quedé mirando el techo durante unos minutos sin pensar en nada y pensando en todo a la vez. Giré la cabeza hacia mi mesita de noche donde reposaba el despertador… 10:56 a.m. Era una buena hora para levantarse.
Me incorporé y apoyé los pies en el suelo frío para después introducirlos en las zapatillas de ir por casa. Hoy iba a ser un día caluroso. Me levanté y empecé a caminar hacia la puerta no sin que el dolor de mis piernas hiciese acto de presencia. Abrí la puerta de la habitación y al no oír ningún ruido, ni de la televisión, ni de la cafetera… supe que todos seguían durmiendo, aun que me pareció bastante raro ya que mamá siempre se levantaba temprano.
Caminé por el pasillo hasta que llegué a la habitacion de mis padres. Abrí la puerta lentamente y los ví abrazaditos en la cama, durmiendo. Sonreí dulcemente. Me gustaba ver eso… que aun que pasasen tiempo separados todo seguía siendo como antes, se seguían queriendo con la misma intensidad, con el mismo amor… y admiraba como nadie mas lo hacia esa historia, porque era verdadera, no era de una película, ni de un libro… era de la vida real. Eso es lo que yo buscaba, tener una historia de amor como la de mis padres, que durase para siempre… y creía haber encontrado al otro personaje principal que me ayudaría a escribirla, pero no contaba con que un día me fuera a faltar ese personaje… y ahora sí, como en las películas y en los libros, si uno de los personajes principales desaparecen… la historia cambia por completo o incluso se termina. Y por mucho que me negase de nuevo al amor, a enamorarme de otra persona que no fuera Tyler, no dependía de mí que eso pasase…
Entré sigilosamente guiandome gracias a los pequeños rayos de luz que la iluminaban, y sin pensarmelo dos veces salté entre los dos.




Yo: Buenos días! (Dije gritando y riendo)




Mi madre me miró con los ojos entrecerrados y dibujo una pequeña sonrisa en su cara. Mi padre la imitó y me dio un besito en la frente.




Yo: ¿Cómo habéis dormido?


Papá: Muy bien… hasta que alguien nos ha interrumpido saltando encima…




Estaba pensando que responder cuando noté mas peso sobre mi y una risa contagiosa pegada a mi oído derecho. Me giré y vi a Nora con su pijama de Hello Kitty en mi espalda. Empecé a reirme yo tambien y poco tiempo después papá y mamá se unieron a la fiesta. Esos momentos en familia son los que no cambiaría por nada del mundo…




Mamá: Venga… ir bajando que preparo el desayuno. (Dijo con la sonrisa que seguía en su rostro)




Nora salió corriendo detrás de ella mientras yo y papá nos lo tomamos con mas tranquilidad.
Mi padre ayudó a mi madre ha preparar el desayuno mientras Nora y yo poniamos las cosas en la mesa, no tardamos mucho en sentarnos y empezar a desayunar, todos juntos, algo típico de los fines de semana.




Papá: Haber si me he enterado. Entonce esta tarde te vas a una fiesta con un chico que entró a robar a casa mientras yo trabajaba fuera, y que ayer fuisteis a su casa porque sus padres, que en realidad no son sus padres, os invitaron a modo de disculpas ¿no?




Me quedé mirandole seria y después de unos segundos así empecé a reir. Diciendolo así parecía algo de locos.




Yo: Si, te has puesto al día.




Papá suspiró…




Papá:Os dejo solas y pasan cosas típicas de alguna película de Hollywood… y para colmo la alarma no sirve para nada si alguien entra por la ventana… ¿Cómo voy a asegurarme de que estais bien mientras yo trabajo fuera?


Yo: Contrata a unos guardaespaldas (Reí)




Papá me miró serio, no estaba para bromas.




Yo: No tienes que preocuparte por nosotras, no va a pasar lo mismo todas las semanas…


Papá: No es que pase lo mismo todas las semanas… es que si pasa algo parecido una vez mas y no teneis la suerte que tuvisteis, la cosa puede acabar mal…




Nos quedamos en silencio durante varios segundos. Papá tenía razón y lo sabíamos. Suspiró y siguió hablando…




Papá: Sabeis que si os pasa algo yo me muero ¿no?


Yo: No nos va a pasar nada… (Dije mientras movía la cuchara de mi vaso de leche lentamente)


Papá: Para estar mas seguro esta tarde iré a hablar con Will, el que nos puso la alarma… haber si se puede poner otra mejor o yo que se…




Si una cosa era mi padre era protector. Terminamos de desayunar recogimos todo y yo pasé la mañana jugando en el jardín con Nora ya que hacía un tiempo espectacular. Se notaba que se acercaba el verano y que pronto podríamos utilizar la piscina, pero aun no hacia tanto calor.
Después de comer y de ver un poco la televisión, me di una ducha y pensaba empezar a prepararme ya para la fiesta, pero había un problema, no tenía vestido que ponerme, ni siquiera había pensado en eso!
Al salir de la ducha desenredé mi pelo y le quité la humedad con una toalla para después dejarlo caer por mi espalda. Me puse la ropa interior, un pantalón corto que usaba para ir por casa y una camiseta de tirantes, y salí a mi habitación para empezar a buscar algo que ponerme. Miré en mi armario, pero a parte de encontrar pocos vestidos... los que encontraban me parecían demasiado cursis, empalagosos… no se muy bien como definirlo, pero realmente me cuestionaba como pude haberme puesto antes algo así. Barajé la posibilidad de no ponerme ningun vestido, pero la demás ropa que tenía era casual, para salir a dar una vuelta por el parque, para ir a la piscina en verano o simplemente para ir a instituto… Decidí llamar a mi madre que no tardó mucho en subir a mi habitación.




Mamá: ¿Qué pasa? (Dijo mientras entraba)


Yo: Pasa que no tengo nada que ponerme.


Mamá: ¿Cómo que no? ¿Y eso que és? (Dijo señalando la cama en la que estaban 2 o 3 de los vestidos “empalagosos”)


Yo: Eso no se ni porque esta en mi armario…


Mamá: Pues no hace tanto que te los ponías…


Yo: Bueno, pero ya no me gustan…


Mamá: Creo que tengo algun vestido tuyo guardado en mi armario, espera que miro a ver…




Mamá salió de la habitación y yo me dejé caer en la cama. ¿Quién no piensa que ponerse en una fiesta que a parte es para ella? Yo. Otras personas lo tendrían planeado desde hace días o semanas quien sabe…
Entró mi madre de nuevo a la habitación.




Mamá: Solo he encontrado este… creo que nunca te lo has puesto. Pensaba que tenía mas vestidos tuyos en el armario.




Me incorporé para verlo y no, creo que nunca me lo había puesto. Era rosa fuerte con un lazo en la cintura. El escote era en forma de corazón y estaba decorado con algunas perlitas. Tenía algo de vuelo. Lo miré y suspiré, realmente tampoco me ilusionaba mucho… “muy rosa” pensaba, pero lo prefería antes que los otros así que pensé que contrastandolo con un color mas oscuro tampoco estaría tan mal. Mi madre salió de la habitacion dejandome sola para poder cabiarme y así lo hice.
Tardé varios minutos en subir la cremallera que tenía el vestido por la espalda pero al final lo logré. Suspiré y me miré en el espejo fugazmente antes de abrir de nuevo el armario para buscar unos zapatos de tacón negros con plataforma. Los saqué de la caja en la que estaban y me los puse. Caminé un poco por la habitación antes de parar completamente en frente del espejo. Me miré de arriba abajo y… no estaba nada mal, aun que dejaba a la vista varias de las cicatrices que me hice en el accidente y no sabía como reaccionaría la gente al verlas, a nadie le gusta ver cicatrices…
Me quité los tacones para ir mas cómoda mientras estaba por casa y fui al baño de mi habitación para terminar de arreglarme. Me maquillé los ojos en negro para que contrastase, al igual que los zapatos, con el vestido… y a la vez conseguí que el azul de mis ojos resaltase más, y tampoco faltó el rimel en las pestañas intentando alargarlas lo máximo posible.Alisé mi cabello rubio y lo dejé caer por delante de mi pecho. Me puse unas pulseras negras y algunas plateadas y unos pendientes de los mismos tonos. Apliqué sobre mis labios un brillo rosita y me miré por ultima vez en el espejo. Sonreí. Estaba bien, estaba muy bien.


.


Oí el timbre y miré el despertador de mi mesita de noche. 20:00. Justin ya había llegado. Pude escuchar como abrían la puerta e inmediatamente después unos pasos subian por la escalera. Me puse los zapatos de tacón y me miré de nuevo al espejo. ¡¡Perfume!! Miré en mi estantería del baño y lo busqué, ahí estaba. Un olor suave a piruleta me invadió y sonreí… era el favorito de Tyler. Vale, ahora si que estaba lista. La puerta de mi habitación se abrió y vi a mi padre entrar despacito…




Papá: Guau!, estás preciosa…




Sonreí.




Papá: Y ya te están esperando.


Yo: ¿De verdad que voy bien?


Papá: Vas perfecta.




Sonreí de nuevo…




Yo: ¿Me ayudas a bajar? Me voy a matar con estos tacones por las escaleras…


Papá: Claro.




Salimos de la habitacion y al llegar a las escaleras papá me cargó en su espalda.
Empezó a bajar por las escaleras y noté como la falda de mi vestido subía y bajaba.




Yo: ¡Se me va a ver algo! (Dije intentando sujetar la falda con una mano mientras con la otra me agarraba a mi padre para no caerme. Era algo imposible)




Mi padre empezó a reirse y yo le imité. La situación era bastante graciosa…
Cuando noté que ya estabamos casi al final de las escaleras miré hacia el salón y lo vi sentado en el sofá, con Nora subida en sus piernas y el riendo mientras me miraba y hablaba con mi madre… Solo una palabra se me pasó por la cabeza… Dios! O.O


Aquí está tres siglos después... pero viene con sorpresa... buscar el 22 por ahí arriba ^ :)

8 comentarios:

  1. Soy la primera, que ilusión jiji :)
    Pues el capítulo está genial, en serio y así largo wow, perfecto , en serio, tía, genial ! El único defecto, no he encontrado el 22 aquí arriba eeeh !! :(

    ResponderEliminar
  2. eso digo yo!! donde??

    ResponderEliminar
  3. Mmmmmm... y el 22? yo no lo encuentro .... :S

    ResponderEliminar
  4. O.O Diooss A mi también es lo único que se me a pasado por la cabeza...
    Voy a leer el 22 !!! :D

    ResponderEliminar
  5. Queremos el 23 , queremos el 23, queremos el 23 !! Escribe que para eso estamos en vacaciones :-)

    ResponderEliminar
  6. Hola! Me encanto el capitulo!!!, estuvo genial, no me dejes con la intriga, Sigue escribiendo, te quiero.

    ResponderEliminar
  7. Me encanta, me gusta mucho como ecribes, espero que Justin la vea, siguela. Tkm, bss

    ResponderEliminar
  8. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

(Hours to make, seconds to comment) :)